Categorías
blog Novedades

Noticias de Radio

-Capítulo V-
NOTICIAS DE RADIO

Angel PrignanoTango en el Barrio de Flores
Angel Prignano

En este breve capítulo pasaremos revista a las radioemisoras que transmitieron desde Flores cuando recién se iniciaba la actividad en la Argentina. La función que cumplieron promoviendo el tango fue muy importante pues era uno de los medios más populares que llegaba con su onda a todos los hogares. Estas difusoras fueron LOY Radio Nacional (Estación Flores), LOZ Broadcasting La Nación, LOJ Federal Broadcasting y LOF Radio El Abuelito.

LOY Radio Nacional, Estación Flores

Inició sus emisiones el 9 de julio de 1924 desde una casa de Boyacá 472. Sus propietarios eran tres comerciantes de Flores: Raúl Barrando, Ernesto López Barros y Manuel Penelas. La sala de transmisiones, el control y el auditorio fueron instalados con muchas dificultades, pues se trataba de una casa de familia sin los espacios adecuados para la actividad radiofónica. Barrando estaba a cargo de la dirección artística, mientras Barros y Penelas administraban la emisora. Entre tanto, Pablo Osvaldo Valle había sido contratado como locutor.

Los elencos de esta radio estuvieron integrados por artistas de la talla de Agustín Magaldi, Azucena Maizani, Mercedes Simone, Ignacio Corsini, Charlo, Mario Pardo, Jorge Bohr, Manuel Buzón y Rosita del Carril. También el violinista Fausto Frontera con un paso fugaz en 1924, el bandoneonista Ricardo Luis Brignolo y la cantante Elena Piana acompañada al piano por su hermano Sebastián. Se recuerda, además, al locutor correntino Lorenzo Vico Torrá.

El maestro Buzón cantaba y tecleaba el piano, además de conducir su orquesta típica en la que tocaban Antonio Sureda, Francisco Gomara y Aurelio Ruiz. Ello no le impidió hacerse cargo de la dirección artística de la emisora en 1926, década en que también se escuchó a Rosita Melo tocar el piano. A Mercedes Simone, por su parte, no le faltaban los patrocinadores, como Cafiaspirina y Sidra La Farruca.

Rosita Quiroga cocinaba en la radio de Flores para toda Tango en el Barrio de Floresla zaga de bohemios que allí se presentaba; lo hacía entre un tango y otro. Escribió Emilio J. Vattuone en su libro que firmó como Juan Silbido: “El plantel artístico actuaba honorariamente, pero eran agasajados con suculentos pucheros, churrasqueadas y empanadas. Rosita ponía de manifiesto sus dotes culinarias en la preparación de ravioladas, que luego consumía aquella jovial comunidad artística: Azucena Maizani, Rosita del Carril, Agustín Magaldi, ‘Charlo’ y José Bohr, entre otros. LOY fue precursora en la emisión de obras teatrales a cargo de curiosos elencos; ocasión hubo en que lo componían: el locutor, el telefonista, el portero y hasta un vecino que poseía un negocio de carnicería.” En otro párrafo, Vattuone señala “que quienes escuchaban LOY podían contar con la hora exacta, los encargados de tan minuciosa faena eran: ‘Charlo’ que sostenía con un piolín una sartén que oficiaba de gong, y Rosita que aplicaba los respectivos golpes en el utensilio” con un cucharón.

El propio Charlo contaba estas anécdotas y exaltaba las ravioladas de Rosita, que con el tiempo se hicieron famosas. Se cuenta que era frecuente observarla yendo al micrófono limpiándose apresuradamente las manos enharinadas en el delantal. Eran los tiempos de la aventura de la radiofonía…

Para el historiador Roberto Gutiérrez Miglio, el debut profesional de Rosita Quiroga fue en 1924 ante los micrófonos de LOX Radio Cultura. Así se convirtió en la primera intérprete solista que actuó en una emisora radial. Enseguida se presentó en LOY Radio Nacional, Estación Flores. En ese mismo año conoció a Agustín Magaldi en los estudios de la calle Boyacá y allí nació entre ellos un fuerte vínculo artístico que dio como resultado el famoso dúo Quiroga-Magaldi patrocinado por la compañía grabadora RCA Víctor, que tenía contratada a la cancionista.

El popular Ignacio Corsini abandonó el teatro e inició su carrera de cantante solista en 1928, en el Teatro Astral de Corrientes 1643. Al propio tiempo, concretamente en marzo de ese año, debutó en LOY Radio Nacional interpretando la zamba “Por el camino”, de Tagle Lara y Carlos Flores. Así puede leerse en el libro Ignacio Corsini, mi padre, de su hijo homónimo.

El cantor Fernando Díaz se dedicó en primera instancia al repertorio campero y después al tango. En 1927, ya afincado en la ciudad de Buenos Aires, se presentó en la radio de Flores interpretando la canción criolla “El boyero”, con el acompañamiento de un dúo de guitarristas.

En esta radio se inició profesionalmente el cantor Héctor Marcolongo, que después se destacaría como Héctor Marcó. Él mismo lo contó: “Pero recién cuando salí de la conscripción pensé seriamente en cantar profesionalmente. Comencé a cantar como Marcolongo –mi verdadero nombre- en LOY Radio Flores”.

El sexteto de Adolfo “Pocholo” Pérez tocó en LOY desde 1926 hasta fines de 1928, año este último en que la emisora dejó el barrio de Flores. El conjunto estaba integrado, además del propio Pérez en el bandoneón, por Osvaldo Schelotto (piano), Francisco Bonafina (2do. bandoneón), Roberto y Teodoro Guisado (violines) y Ángel Corletto (contrabajo). Hasta 1931 continuaron las presentaciones del sexteto en la estación radiofónica, ya fuera de Flores.

Pasado un tiempo y al quedar Manuel Penelas como único dueño, la emisora fue vendida a Jaime Yankelevich en 96.000 pesos. La transferencia fue protocolizada en febrero de 1927. A fines del año siguiente, don Jaime mudó la emisora a un edificio más amplio situado en Estados Unidos 1816 y luego a Belgrano 1841. En 1929 la radio cambio sus siglas a LR3 y, luego de una consulta a sus oyentes, el 2 de septiembre de 1933 tomó el nombre de Radio Belgrano. En 1993 pasó a llamarse Radio Libertad y en agosto de 2002 volvió a denominarse Radio Belgrano.

LOZ Broadcasting La Nación.

Salió por primera vez al aire el 6 de noviembre de 1925. Comenzó a emitir su onda a las 21 de ese día desde la casa de Boyacá 472, lugar donde venía funcionando LOY Radio Nacional, Estación Flores. Esta nueva emisora fue establecida por el matutino de la familia Mitre “a fin de ofrecer a los oyentes un servicio noticioso relativo a los acontecimientos que más interés puedan despertar en el público”, según anunciaba el mencionado diario. “Como complemento de todo ello L.O.Z. ofrecerá diariamente un programa variado constituido por números de música”, prometían.

En el acto habló el director Jorge A. Mitre, quien manifestó que se estaba “en condiciones de hacer conocer instantáneamente al público las noticias importantes que se produzcan en el país y en el extranjero”. A continuación hizo lo propio el presidente del Radio Club Argentino, ingeniero José M. Polledo. El programa de aquel día incluyó la actuación de los actores Roberto Casaux, interpretando varios y graciosos personajes en una conferencia que tituló El chiste alemán, y Florencio Parravicini con sus desopilantes monólogos. Otros participantes fueron el poeta español Francisco Villaespesa, la contralto Paula Weber, el tenor Carlos Rodríguez Reiner y los músicos Rafael González (piano), Remo Bolognini (violín), Ramón Vilaclara (violonchelo), María Luisa Anido (guitarra), Miguel Llobet (guitarra) y Guido Capocci (piano), ya sea como solistas, en trío o acompañando a los cantantes. Para el día siguiente se programó la actuación de figuras del Teatro Maipo (Gloria Guzmán cantando “Por ella fue” y “De biscuit” e Iris Marga interpretando “Come pioverá…” y el tango “Sonsa”), Azucena Maizani, la orquesta típica de Julio De Caro, el dúo Magaldi-Noda y la jazz The Best American.

En diciembre de 1925 se llevaron a cabo dos transmisiones inéditas: el sorteo de la Lotería Nacional y la Misa de Gallo. El 9 de julio del año siguiente puso en el aire un programa especial dedicado al aniversario patrio. Desde un micrófono instalado en los balcones del edificio del diario, en la calle Florida, recogió y transmitió por primera vez los sonidos de las bandas militares mientras un locutor relataba detalles del desfile.

En 1926 llegó de visita a nuestro país Filippo Tommaso Marinetti, propulsor de uno de los movimientos de vanguardia artística y literaria más importantes de principios del siglo XX: el Futurismo. Declarado amigo de Mussolini, no fue muy bien recibido por una parte de la sociedad porteña. El diario Crítica, por ejemplo, en su edición del 7 de junio de ese año afirmaba que era un mensajero del fascismo disimulado bajo un ropaje literario. Entonces Marinetti utilizó el micrófono de Broadcasting La Nación para aclarar que sólo abordaría cuestiones artísticas dejando de lado la política, aunque no perdió la ocasión para afirmar que en Italia “el orden es admirable, las industrias son florecientes, todo el país progresa cada día más. Es el inmenso resurgimiento de una raza que no ha perdido nada de su vigor proverbial”. Así lo consignó el diario La Prensa, el 8 de junio siguiente.

Adquirida por Jaime Yankelevich, la radioemisora fue trasladada en 1928 a un edificio de Estados Unidos 1841 junto a otras de su propiedad, entre ellas la ya mencionada LOY Radio Nacional. La dirección artística de este complejo radiofónico estaba a cargo de Pablo Osvaldo Valle con Aldo Rossi y Alberto Aló como speakers oficiales. Luego de cambiar sus siglas a LR6, tomó su nombre actual –Radio Mitre- en homenaje a la familia propietaria del diario que le dio origen.

LOJ Federal Broadcasting

Se inició como B5 Federal Broadcasting en la segunda mitad de 1926 desde sus estudios de Fray Cayetano Rodríguez entre Rivadavia y Yerbal. La casa Baratti y Cía. ostentaba la propiedad de la emisora, que al año siguiente pasó a denominarse LOJ Federal Broadcasting. Destacados artistas pasaron por esta radio, como Orfilia Rico, Lola Membrives, Angelina Pagano, Olinda Bozán, Florencio Parravicini y Enrique Serrano.

El 5 de septiembre de 1928 salió al aire por última vez desde Flores, pues la casa Baratti la transfirió a la firma Telefunken Service que decidió introducir mejoras en sus equipos. La programación de aquel último día fue la siguiente: “De 18 a 19:30 – Orquesta del Real Cine; solos de violín y violoncello. De 20:30 a 21:30 – Hora clásica. De 21:30 a 23:30 – Orquestas; soprano Esther Williams; canciones y estilos; violín y violoncello”. Ya como LOJ Telefunken Service trasladó sus estudios a Rivadavia 1737 y permaneció en el aire hasta 1930.

Entre los tangueros que actuaron en esta radio encontramos al violinista Fausto Frontera, que además se desempeñó como director artístico por algún tiempo.

LOF Radio El Abuelito

Esta simpática emisora se inició en 1928 en San Pedrito 140. Su director y propietario era el actor Federico Mansilla, célebre recitador y monologuista de los primeros años de la radiotelefonía argentina. Personificaba a un tierno y afectivo anciano que daba sanos consejos y entablaba ocurrentes diálogos con el tío Jorge o con su secretario Eduardo. Su popularidad era tal que los oyentes le llevaban ponchos, bufandas y otros abrigos ante la menor insinuación de que sentía frío. Otra vez se manifestó afecto al arroz con leche y al rato comenzaron a llegar vecinas portando tazas con el postre.

Esta emisora dio espacio a la difusión del tango y sus intérpretes, aunque en una proporción mucho menor que otras de la misma época. Aquí también la historia del tango recuerda el paso del violinista Fausto Frontera, alrededor de 1925.

Luego de tomar la sigla LS7 pero sin cambiar el nombre, fue adquirida por Víctor Irureta. El 26 de septiembre de 1932, finalmente, dejó de trasmitir desde Flores para mudarse a Otamendi 534, del barrio de Caballito. Entonces comenzó a llamarse Radio Irureta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *